Ley que se pegará justo en el corazón de la industria del lavado de dinero.

Describiéndola como un instrumento que se podrá “pegar justo en el corazón” de la industria del lavado de dinero, Felipe Calderón promulgó la Ley Federal para la Prevención e Identificación de Recursos de Procedencia ilícita, durante una ceremonia realizada en las escaleras de la residencia de los pinos, acto en el cual el mandatario admitió que en México existe un serio problema con relación a la actividad delincuencial y a la inseguridad que la población experimenta con ello.

Indicó que la ley establecerá límites para la adquisición de bienes, poniendo especial atención a juegos y sorteos, la adquisición de tarjetas en tiendas comerciales, la compra de inmuebles, joyas y yates, además de regular la actividad de notarios públicos y con ello tener el contro de la constitución de fideicomisos.

Uno de los grandes avances de ésta ley, mencionó José Antonio Meade, secretario de Hacienda, es que podrá Hacienda imponer sanciones, se plantea la creación de una unidad especializada que dependa de la Procuraduría General de la República, se protege al sistema financiero, se blidarán instituciones financieras y por ende, se protege a la economía.

Fuente: El Universal

(0)