Yucatán nuevamente amenazado por fiebre amarilla

Yucatán

Carlos Machain Williams, investigador de la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady), advirtió que la fiebre amarilla transmitida por el mosquito aedes aegypti, representa hoy en día una amenzada latente para Yucatán, como en su momento lo fue el virus del dengue y chikungunya que actualmente afectan a gran parte de la población.

El especialista del laboratorio de arbovirología del Centro de Investigaciones Regionales “Dr. Hideyo Noguchi”, de la Universidad Autónoma de Yucatán, señaló que la introducción de diferentes arbovirus debido a la globalización y los viajes que realizan personas de un continente a otro, combinados con la presencia del mosco vector y las condiciones climáticas pueden dar pie a epidemias inesperadas como es el caso de la fiebre amarilla. Dijo que esta enfermedad es endémica de las zonas tropicales de África y América y, a diferencia del chikungunya, es prevenible por medio de la vacuna D-17.

Explicó que la fiebre amarilla es una enfermedad causada por un flavovirus que, una vez contraída y cuando ha pasado el período de incubación de tres a seis días, la infección puede presentarse en dos fases: la primera se caracteriza por fiebre acompañada de dolor de cabeza y de forma intensa en la espalda, escalofríos, pérdida de apetito y náuseas o vómitos. 

En la fase dos llamada tóxica, se presenta fiebre elevada, la piel del paciente se torna amarilla y padece dolor abdominal y vómitos. 

Milenio Novedades

 

 

(58)