claudia

A partir de septiembre comenzará a operar el programa Mi beca para empezar, a través del cual se entregarán 330 pesos mensuales a aproximadamente un millón cien mil alumnos de primaria y secundaria de escuelas públicas de la Ciudad de México, informó la titular del ejecutivo local, Claudia Sheinbaum Pardo.

Asimismo, anunció que en los próximos días iniciará la etapa piloto del programa de Alimento escolar caliente en 300 escuelas capitalinas, para el que se cambiará el esquema y en vez de contratar empresas para dar este servicio, se entregarán los recursos directamente a los padres de familia, quienes se encargarán de la realización de los alimentos y su distribución.

Explicó que esta etapa piloto servirá para determinar si en los planteles se pueden instalar las cocinas para su elaboración o llevarlos a los planteles y no descartó dar un apoyo económico a los padres de familia que se encarguen de esta tarea.

En el caso de Mi beca para empezar, Sheinbaum Pardo, precisó que la dispersión de los recursos se hará a través de las tarjetas del programa de uniformes y útiles escolares, en tanto se analiza que haya un plástico específico para dicho programa el próximo año.

Además a partir de este regreso a clases entra en vigor el uniforme neutro que fue establecido por el gobierno de la Ciudad de México en meses pasados con lo que niños y niñas, según lo deseen, pueden usar falda o pantalón.

Referente al programa Mochila Segura, Sheinbaum informó que por recomendación de la Secretaría de Educación Pública, este ciclo escolar no se implementará en la capital.

La Jornada