javier

El presidente de La Liga, Javier Tebas, testificó este jueves en un juicio por el supuesto amaño de un partido, y dijo que fue un exfutbolista quien le dijo que el resultado de ese cotejo fue arreglado.

El caso se relaciona con un encuentro de la Primera División entre Levante y Zaragoza, a finales de la temporada 2010-11. Los fiscales consideran que hay evidencias de que se pagaron 965 mil euros (casi un millón de dólares) a los jugadores de Levante para que perdieran el duelo de la última fecha de la campaña y Zaragoza se salvara del descenso.

Tebas se negó a revelar el nombre del jugador que hizo la acusación. Se limitó a decir que militaba en el Zaragoza y no quería que se le vinculara con la pesquisa por temor a represalias.

La semana pasada, los abogados y algunos jugadores del Zaragoza solicitaron infructuosamente que se anulara el juicio. Afirmaron que Tebas violó el privilegio entre abogado y cliente cuando La Liga planteó la acusación ante las autoridades.

Más de 40 personas han sido acusadas y han comparecido ante un juez en Valencia, incluidas decenas de jugadores y el mexicano Javier Aguirre, quien era técnico del Zaragoza en el momento del supuesto amaño.

Los acusados podrían enfrentar hasta dos años de prisión y seis años de suspensión de cualquier actividad relacionada con el fútbol si se les halla culpables. Todos han negado haber cometido cualquier tipo de ilícito.

De acuerdo con la fiscalía, los jugadores de los dos equipos estaban al tanto del amaño. Se habrían encontrado evidencias de que el dinero fue transferido a los jugadores de Levante tras analizar las declaraciones tributarias y las transacciones bancarias de aquellas fechas.

MSNDeportes