octubre

La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, informó que para el próximo 2 de octubre se organiza un cinturón de paz formado por autoridades, policías y civiles, a fin de evitar violencia y provocación en la marcha para conmemorar el 51 Aniversario de la represión al Movimiento Estudiantil de 1968.

Insistió en que la policía tendrá la actuación que le corresponde en estos casos, sin embargo, también los civiles protegerán la marcha.

En conferencia de prensa, señaló que la Secretaría de Gobierno está en contacto con los organizadores de la multitudinaria marcha a fin de garantizar la libertad de expresión y de movilización, y al mismo tiempo evitar actos de violencia y provocación.

La mandataria local indicó que son varias las medidas preventivas que se afinan para el próximo miércoles, que combinarán la actuación de la policía, las autoridades y los propios manifestantes, para evitar que los grupos que nada tienen que ver con la manifestación la afecten.

Detalló que en este cerco se espera que los organizadores de la marcha ayuden a que se desarrolle en paz, y “que si hay grupos que pretenden generar violencia no sean parte de la movilización, sino que queden excluidos, para eso será la protección de los propios manifestantes”.

La Crónica