barbosa

El estado de Puebla no tiene presencia de bandas delictiva nacionales; sin embargo, sí cuenta con células que se están combatiendo de manera de forma coordinada entre los tres niveles de gobierno para regresar la tranquilidad a los poblanos.

Así lo dio a conocer el gobernador de la entidad, Luis Miguel Barbosa Huerta, quien detalló que durante su primer mes de gobierno, la incidencia delictiva bajó 15 por ciento; mientras que en septiembre, su segundo mes de gestión, bajó 17 por ciento.

Ante el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, Barbosa Huerta explicó que se está trabajando en la capacitación de los cuerpos policiacos y están aumentando las unidades para reforzar la seguridad en todo el estado.

“Bajamos los índices delictivos 15 por ciento, en septiembre lo bajamos 17 por ciento. Están en marcha todas las licitaciones. Es una nueva actitud.

Por su parte, Luis Cresencio Sandoval González, titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), señaló que los municipios con mayor índice delictivo dentro del territorio poblano son: la capital del estado, Quecholac, Amozoc, Palmar de Bravo y Tepeaca, en los cuales, la Sedena tiene presencia para contrarrestar el problema.

Milenio