miguel

El gobernador Miguel Barbosa Huerta exhorta a la presidenta municipal, Claudia Rivera Vivanco, acate de manera voluntaria, el oficio que envió en días pasados de designar como delegada de Seguridad en la capital poblana, a Carla Morales Aguilar.

De lo contrario, advirtió que su gobierno estatal podría tomar el mando de la policía de Puebla capital, basándose en el decreto que se tiene en la constitución. Asimismo, adelantó que presentará una denuncia donde hace referencia que no se está cumpliendo lo solicitado.

“Mi compromiso es volver la tranquilidad. Yo no simulo yo actúo. Está penetrada la delincuencia, sus mandos tienen vinculación con la delincuencia”.

En este tenor, apuntó que los mandos policíacos de la capital protegieron al “Gordo” e incluso al “Grillo”.

Milenio