trump

Pekín acusó el martes a los políticos estadunidenses de “decir mentiras descaradas” sobre la pandemia del nuevo coronavirus, después de que el presidente Donald Trump sugiriera el lunes que podría pedir una compensación económica a China por los daños causados.

“Solo tienen un objetivo: eximirse de cualquier responsabilidad sobre su propia gestión de la epidemia y distraer la atención pública”, agregó un portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores, Geng Shuang, a la pregunta sobre las declaraciones de Trump.

El mandatario estadounidense apuntó en su rueda de prensa diaria la posibilidad de pedir a Pekín una compensación de miles de millones de dólares por los daños causados por el nuevo coronavirus, que irrumpió en la ciudad china de Wuhan a finales de 2019.

Durante un encuentro con periodistas, a Trump se le habló de un editorial reciente de un diario alemán en el que se exige que China pague 165 mil millones de dólares por los daños causados por el coronavirus a la economía.

Preguntado si Estados Unidos considera hacer algo similar, el presidente dijo “poder hacer algo mucho más sencillo que eso”. “Nosotros hablamos de mucho más dinero del que habla Alemania”, espetó.

“Aún no hemos determinado el monto final”, dijo. “Es muy sustancial”.

“Es un daño a todo el mundo”, consideró. “Este es un daño a Estados Unidos, pero también es un daño al mundo”. “No estamos contentos con China”, concluyó.

La Crónica