amlo

Derivado de los enfrentamientos entre pobladores de San Mateo del Mar, Oaxaca, que dejaron 15 fallecidos, el presidente Andrés Manuel López Obrador indicó que el gobierno federal intervendrá y que ya se ha entablado comunicación con el gobierno estatal

“Es una situación muy triste, muy lamentable, porque es un enfrentamiento entre comunidades vamos a decirlo, son diferencias que tienen en el mismo municipio, es una confrontación por el gobierno municipal por un lado son pobladores de la cabecera municipal y pobladores de comunidades.

“Suele pasar que en los ayuntamientos, los gobiernos municipales, cuando hay elecciones y queda de presidente municipal alguien de la cabecera municipal hay el malestar de las comunidades del municipio porque se sostiene que lo que llega de apoyo en obras o el presupuesto del municipio sólo se aplica en la cabecera municipal (…) desde luego que nosotros vamos a intervenir, es un asunto de diferencias por la autoridad municipal”, dijo desde Palacio Nacional.

El mandatario expuso que lo que se buscará es que haya diálogo y conciliación entre los pobladores sin el uso de la fuerza.

Elecciones del 2021

Por otra parte, el titular del Ejecutivo aseveró que si bien el Instituto Nacional Electoral es el legalmente facultado para vigilar los comicios, él puede ejercer su derecho de expresión.

Lo anterior en el contexto de que ayer aseguró que vigilará muy de cerca que no se cometan irregularidades en el proceso electoral del 2021.

Si yo me entero de que están utilizando el dinero del presupuesto para favorecer a un partido, a un candidato, pues como cualquier ciudadano estoy obligado a denunciarlo ¿o no puedo?”, cuestionó.

Y agregó: “si conozco de un acto ilícito, acabos de hablar de no al contubernio, no voy a ser yo tapadera; mi pecho no es bodega, siempre digo lo que pienso, ellos hacen su trabajo (el INE) y yo como ciudadano y presidente que quiero que en este país no haya fraudes y quiero que no haya simulación, que nadie se haga de la vista gorda sino que se respete la voluntad del pueblo”, aseguró.

López Obrador recordó que en el 2012 denunció que Enrique Peña Nieto había rebasado el tope de gastos para la campaña.

“Como respuesta nos presentaron también a nosotros una denuncia acusándonos de que habíamos rebasado el tope de campaña y saben quién terminó acusado de rebasar el tope de campaña, nosotros”, dijo.

El titular del Ejecutivo sostuvo que en el 2006 también denunció que desde Los Pinos salían las llamadas de lo que denominó la guerra sucia, acto que denunció a la Fiscalía electoral, no obstante, ésta última no realizó acción alguna debido a que no se consideraba un delito grave.

El Economista