carlos

Los destinos turísticos de Quintana Roo muestran una reactivación económica muy halagüeña, incluso mejor de lo esperado para la primera fase de la nueva normalidad, afirmó el gobernador Carlos Joaquín González.

En entrevista con El Economista, explicó que los niveles de ocupación hotelera y restaurantera en el estado llegan a 30%, que es el límite determinado por la autoridad como parte de la primera etapa del regreso escalado y ordenado de la actividad económica.

En tanto, el Aeropuerto Internacional de Cancún está a punto de alcanzar ya la atención de 200 vuelos diarios, cuando normalmente atendía 300, con picos de hasta 600 diarios.

El mandatario recordó que en la etapa más difícil de la pandemia se llegaron a atender sólo 10 vuelos en un día.

Mencionó que, sin duda, el posicionamiento de los destinos del Caribe Mexicano en el mercado internacional ayudará mucho a la recuperación, lo mismo que la posición geográfica, con vuelos de menos de cinco horas desde diferentes mercados en Estados Unidos y Canadá.

Además, añadió, que sea un destino de sol y playa con espacios abiertos y se cumpla con los lineamientos de la Organización Mundial de la Salud, ofrece mayor confiabilidad para los viajes. Aunado a ello, las maravillas naturales, la calidad de la infraestructura turística y servicio, coloca a esta entidad en una situación de alta competitividad en el mercado mundial de los viajes.

El gobernador enfatizó que eso es una muestra del buen desarrollo de la recuperación económica en la entidad en materia turística, aunque, dijo, ahora hay que seguir apuntalando con promoción y las medidas de contención del Covid-19.

Mencionó que se preveía que el ritmo de reactivación sería más lento, pero el mercado turístico ha reaccionado favorablemente respecto de los destinos quintanarroenses.

Recalcó que, por ser el turismo la principal actividad económica de la entidad, se toma particular atención en el cuidado de la salud de la población y de sus visitantes.

Detalló que se han implementado protocolos que tienen el reconocimiento internacional de la industria turística, por ejemplo, las que permitieron tener el sello de seguridad e higiene del Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC por sus siglas en inglés), que es un certificado que permite a los viajeros reconocer a los gobiernos y a las empresas que han adoptado protocolos estandarizados globales de salud e higiene para contener el Covid-19 y así viajar seguros.

Más de 6,700 empresas del sector turístico han alcanzado esta distinción, luego de implementar los protocolos necesarios para garantizar un viaje seguro a los turistas que vistan los destinos del estado.

También ha habido una buena respuesta en la implementación de los protocolos para la contención de la epidemia, lo cual está permitiendo que la recuperación sea más rápida y que los destinos tengan mayor dinamismo en cuanto a la reservación hotelera, abundó Carlos Joaquín.

Momento de responder

El gobernador llamó la atención en que ahora toca a los destinos y autoridades responder, generando las condiciones para que los viajeros tengan estancias seguras, con la hospitalidad que caracterizan a los prestadores de servicios de la entidad.

El Economista