trump

En la carrera a las elecciones del 3 de noviembre, en las que se espera que millones emitan sus votos por correo debido al coronavirus, el presidente Donald Trump ha lanzado un ataque sin precedentes contra el Servicio Postal de Estados Unidos, conocido por hacer entregas pese a cualquier condición climática.

Se ha opuesto a darle más dinero a la agencia con problemas de liquidez, incluso cuando cambios internos han causado retrasos en la entrega de cartas y paquetes.

“Necesitan ese dinero para que la oficina de correos funcione, de modo que se puedan llevar todos estos millones y millones de boletas electorales”, dijo Trump a Fox News el jueves. Y agregó, “pero si no lo obtienen… eso significa no se puede tener una votación universal por correo”. Una votación por correo generalizada sería una “catástrofe”, añadió el sábado.

Los demócratas rechazaron sus declaraciones y convocaron a audiencias a su director general Louis DeJoy para que explique las demoras de votos por correo y los cambios que han hecho que podría retrasarlos más, antes de las elecciones.

“Estoy profundamente preocupado” por la postura del republicano sobre el servicio postal, dijo a la cadena ABC el senador Bernie Sanders, que compitió para ser candidato presidencial,.

Calificó de “patético” el dicho de Trump de que eran los “demócratas quienes estaban bloqueando la financiación postal”.

El Financiero