Hallan gen que deja sin efecto las terapias inmunitarias contra el cáncer

1 min read
gen

Un equipo del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson, en Estados Unidos, identificó un gen que oculta las células cancerosas a la inmunoterapia, lo que podría permitir que ese tratamiento, específicamente el de inhibidores del punto de control, funcione para una variedad más amplia de pacientes con cáncer.

El estudio, publicado en la revista Developmental Cell, encontró que cuando el gen DUX4 se expresa en células cancerosas puede evitar que el sistema inmunológico reconozca y destruya el tumor.

El equipo, liderado por Robert Bradley y Stephen Tapscott, observó los perfiles de expresión génica de casi 10 mil cánceres de 33 tipos diferentes y descubrió que DUX4, conocido sobre todo por su relación con una distrofia muscular específica (distrofia facioescapulohumeral o FSHD), se presentaba de manera consistente en muchos tumores sólidos diferentes, incluidos los cánceres de vejiga, mama, pulmón, riñón y estómago.

DUX4 impedía que las células inmunitarias reconocieran las cancerosas, por lo que los pacientes cuyos problemas oncológicos expresaban el gen tenían menos probabilidades de responder a la inmunoterapia. Debido a que se manifiesta en muchos cánceres, el bloqueo de su actividad podría aumentar el éxito de los inhibidores del punto de control.

“La inmunoterapia puede ser increíblemente poderosa contra los cánceres que antes no se pueden tratar, pero aún no es efectiva para la mayoría de los pacientes. Comprender los mecanismos que evitan que el sistema inmunitario identifique y ataque los tumores es un primer paso hacia la cura de esos enfermos”, aclaró Bradley.

Tapscott, quien ha estudiado ya el papel de DUX4 en el desarrollo temprano y en la distrofia muscular FSHD, señaló que los hallazgos son un ejemplo de cómo el crecimiento rápido, pero regulado en el desarrollo temprano puede reactivarse en los cánceres como un crecimiento celular rampante y no regulado. El gen por lo regular se expresa en etapa temprana, cuando las células embrionarias necesitan evadir la detección del sistema inmunológico materno.

“Este estudio sugiere que las células cancerosas expresan DUX4 para secuestrar un programa normal de desarrollo temprano que puede suprimir la actividad inmune contra el mal”, explicó Tapscott.

Señaló además que no hay un mayor riesgo de cáncer en las personas con FSHD, lo que indica que las células cancerosas utilizan DUX4 como herramienta de desarrollo para evitar el sistema inmunológico, pero no como un conductor que causa el mal.

Bradley y Tapscott esperan que su trabajo conduzca a la creación de tratamientos dirigidos por DUX4 que mejorarán el éxito de las inmunoterapias para una amplia gama de cánceres.

La Jornada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *